Noticias Cámara de Madrid

Atrás

La transparencia, la definición del consenso y el Gobierno corporativo, claves en la compraventa de empresas familiares

14
enero

El Foro de la Empresa Familiar Club Cámara Madrid y la Fundación NUMA, han celebrado su octava sesión bajo el título ‘Compraventa de empresas familiares: un nuevo escenario de oportunidades’. La cita ha contado con la participación de Mario de Gandarillas y Ricardo San Marcos, socios de Vaciero, que han destacado la importancia de la transparencia de información, la definición clara del consenso y la construcción de un marco de cooperación para lograr una operación de éxito.

El Foro de la Empresa Familiar Club Cámara Madrid y la Fundación NUMA,  socio Premium del Club Cámara Madrid han celebrado una nueva sesión que ha abordado la compraventa de empresas familiares como un nuevo escenario de oportunidades. La sesión ha contado con la participación de dos ponentes notables en el ámbito de las fusiones y adquisiciones: Ricardo San Marcos, socio director de Vaciero, y Mario de Gandarillas, socio del Área de Empresa Familiar de la compañía.

Como ya es habitual en estas jornadas, el evento ha comenzado con unas palabras de José Ramón Sanz, presidente de la Fundación NUMA, que ha recordado la labor que realiza la entidad. “Ayudamos a las familias empresarias a superar el reto de la continuidad de su legado familiar”, ha indicado. Para ello, se sirven de la innovación y la divulgación de mejores prácticas de gestión y legado familiar, entre otras acciones relevantes.

El presidente de la Fundación NUMA ha aprovechado la ocasión para aportar las claves para avanzar ante las influencias del entorno, el surgimiento de nuevas estructuras y la diversificación de servicios de la empresa familiar. En este escenario, ha abogado por “la cooperación entre las distintas generaciones” porque permite la transmisión suave y la generación de riqueza. “Es necesario que sea voluntaria, fruto del diálogo y el consenso enfocado a la perennidad de los negocios”, ha añadido.

La jornada ha contado también con la presencia de Ricardo Molina, consejero de la Fundación NUMA, que se ha encargado de dirigir el debate entre los interlocutores. Los ponentes han puesto sobre la mesa las diferencias de valoraciones empresariales, tanto desde el punto de vista del comprador como del vendedor, han aportado consejos para evitar conflictos familiares y han expuesto su conocimiento en una materia en la que cuentan con gran trayectoria profesional.

En su primera intervención, San Marcos ha afirmado que el 2021 finalizó con mucha intensidad de transacciones derivada de la actividad económica, algo que también se está dejando ver en los inicios de 2022. Los motivos hay que buscarlos, entre otros, en la preocupación detectada por ganar tamaño empresarial. A ello se une, que muchos fondos están buscando oportunidades, lo que también dinamiza la compraventa.

En su turno de palabra, de Gandarillas ha aportado una recomendación a la hora de fijar posiciones sólidas en el proceso de compraventa. “Hay que ser transparente con los otros, tanto desde el lado del vendedor como del comprador, en especial a partir de la segunda o tercera generación, con el fin de conseguir un buen criterio”, ha indicado. Además, ha asegurado que el proceso mejora cuando las familias tienen un modelo de Gobierno corporativo de carácter institucional.

 

En la misma línea, los ponentes han propuesto consejos para encontrar soluciones cuando una decisión no encuentra acuerdo entre los miembros de la familia. “A partir de la segunda o tercera generación o cuando tenemos distintos grupos de accionistas, es importante que cada familia defina con claridad qué entiende por consenso”, ha explicado de Gandarillas. Asimismo, ha considerado importante que, para determinadas decisiones, debe imperar la decisión de la mayoría.  

El foro ha tratado también cómo buscar una regla en el precio de salida en un pacto parasocial. En este campo, San Marcos ha puntualizado que “hay que concebir los negocios como negocios que mutan y nacer pensando en el pacto para evitar entrar en un bucle sin salida”. Por su parte, de Gandarillas ha expuesto que lo que funciona bien en estos pactos, si no hay intención de venta, es “intentar establecer algún sistema de valoración para una operación de venta interna porque permite tener una referencia de cómo está la compañía”.

Confusión entre activos personales y empresariales

En relación a la confusión que pueden generar los activos personales y de la empresa, San Martín ha hecho hincapié en que es necesario “ordenar la compañía a la hora de hacer un traspaso”, un punto en el que ha estado de acuerdo su compañero de Vaciero. Otro aspecto tratado han sido los eventos de liquidez, en el que los ponentes han recomendado la búsqueda de asesores de confianza y la definición del nivel de riesgo por parte de la familia.

 

También han abordado la importancia del papel del Consejo de familia, “un instrumento muy eficaz para canalizar la información y tomar decisiones siempre y cuando todas las personas sepan cómo funciona, para qué es, cómo se toman las decisiones y cómo ejercita cada uno el voto”, ha destacado de Gandarillas. En este aspecto, San Martín ha añadido la relevancia que tienen los asesores en este ámbito.

Apoyo a las empresas familiares

El Foro de Empresa Familiar Club Cámara Madrid mantiene su actividad con este sexto encuentro que se ha celebrado en formato online. Se trata de un evento único en el que compartir experiencias, conocimientos, presentar prácticas para contribuir al crecimiento de los negocios y conseguir la continuidad transgeneracional de un sector que es el motor de la creación de riqueza a nivel nacional y en la Comunidad de Madrid.

Puedes acceder al webinar completo en este enlace.